lunes, 13 de abril de 2015

El beso

Hoy creo que es el Día Internacional del Beso.

Soy besucón de nacimiento aunque no por herencia: mis padres no lo eran.

Podría contar muy curiosas anécdotas sobre este asunto; pero pertenecen a mi privacidad.

Me siento orgulloso de ser besucón. Durante catorce años tuve un bar y a los clientes que se iban haciendo habituales, los acostumbraba a besarme (besarnos) al entrar.
Recuerdo que un día había una reunión de tres o cuatro señores un poco mayores que habían entrado temprano, y cuando llegó la hora de entrada de los clientes de siempre y vieron que todos nos besábamos, dijo uno "Joé, esto parece la estación".

Y de lo que más orgulloso estoy es de que aquéllos que cogieron la costumbre allí, no la han soltado; e incluso la han inculcado en otros ambientes.

Hay hombres a los que uno besa y hacen un leve gesto de retirarse por aquéllo de la virilidad; pero en cuanto uno persevera un poco, llegan a ceder y a copiar nuestro comportamiento besuquil.

Besarse es bonito siempre que medie sinceridad; cuando es por normas de conducta o cumplido, más vale no hacerlo. Y eso es lo que deberíamos aprender: Puede acarrearnos más problemas un beso dado que uno omitido. Poca gente nos va a llamar la atención por no dar un beso; sin embargo, por darlo, cualquiera sabe lo que nos pudiera pasar. Por eso, si queremos darlo, que sea de verdad y que llene de satisfacción al besante y al besado.
Loading...

Despedida

Espero haber tenido el tacto suficiente como para que esto te haya sabido a poco.

Seguidores

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Cádiz, Andalucía, Spain