sábado, 14 de agosto de 2010

Conflictividad

A propósito de los paros (de dos horas a la semana, que es una cosa gravísima) que se están produciendo en Gadir Solar, el vice presidente de los empresarios ha dicho que los trabajadores deberían agradecer que tienen un puesto de trabajo en lugar de exigir lo que no deben exigir.

Eso está bien: los obreros deberíamos ser más agradecidos y besar la mano que nos da de comer. Porque está muy claro: cuando una empresa prospera y gana dinero, es por la buena gestión; cuando se hunde, es por culpa de los obreros.

Otra cosa que se ha dicho es que Cádiz es una ciudad “muy conflictiva”. Con el tiempo que llevamos los gaditanos intentando ser, no sólo la ciudad que sonríe, sino la más festiva de España, con  todo el año lleno de Carnaval, procesiones, Juanillos, barbacoas…Yo que sé. Una preocupación grande que tenemos para que nos conozcan como cachondos y juerguistas, y resulta que no conseguimos quitarnos de encima la fama de “muy conflictivos” ¿Quién entiende esto?

viernes, 13 de agosto de 2010

Las calles

Otra vez proponen el cambio de nombres de las calles y otra vez se cae en el error de personalizarlas con personajes que, a lo mejor, ni nos van ni nos vienen. No porque no sean importantes los hechos y las acciones que llevaron a cabo; sino porque sus nombres no trascendieron al gran público por las razones que fueran.



Por otro lado, en esas propuestas, casi siempre hay un matiz político y religioso; y como estamos en un régimen con el que unas veces somos de derechas y otras más de derechas, según la gente vote, pues lo mejor es poner y conservar nombres de personas objetivamente importantes para la cultura y las ciencias (Cervantes, Patarroyo, Picasso, Severo Ochoa, Falla, Lorca…) sean o no españoles,
conviviendo con aquellos nombres con el que el pueblo las bautizó: Calle de la Carne, de la Manzana, del Laurel, del Silencio…
Creo que eso sería lo ideal.

Agosto

En vacaciones, lo único bueno que puedo contar en este nuestro blog, es que tengo un albañil y un carpintero cambiando las puertas de mi casa (maldita sociedad de consumo), y no me dejan ni ir a la playa ni dormir la siesta. Así que estoy cantidad de antipático y por cualquier cosa me altero. Salud a todos mis seguidores.

domingo, 8 de agosto de 2010

Pantalones cortos

 
Entre esta estética (preciosas las tres chavalas vestidas) y la de pantalón corto en una boda (como vi hace unos días en San Agustín), prefiero ésta con prohibición incluida.
En los años setenta, unos más, otros menos, nos preocupamos, a través de asociaciones, sindicatos y partidos, de que en España hubiera un régimen de libertades. Pero yo nunca pude imaginar que esta población estuviera tan poco preparada para usar esas libertades. Y no pueden imaginar el coraje que da tenerles que dar la razón a los fachas cuando decían que el pueblo no estaba preparado para ser libre: han pasado treinta años y el término libertad está ajado y casi nadie se siente libre para progresar social y culturalmente, sino para ahondar más en la ciénaga de la ordinariez. Por eso al mono, le da cada vez más vergüenza de que le digan que provenimos de él.

Loading...

Despedida

Espero haber tenido el tacto suficiente como para que esto te haya sabido a poco.

Seguidores

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Cádiz, Andalucía, Spain